Chaleco tejido con los brazos

Material utilizado:

2 ovillos The Wool color Salmón

2 ovilos The Wool color Salmón oscuro

Parte delantera x 2

Tomamos la medida de nuestro brazo (desde la muñeca hasta el codo) 5 veces con los dos cabos de la lana The Wool, pueden ser de dos colores o de un solo color ¡tú eliges!

 

 

Hacemos un nudo deslizado donde hemos terminado de tomar las medidas y nos lo colocamos en el brazo derecho (si eres zurdo no pasa nada porque en esta labor vamos a usar los dos brazos por igual, si lo prefieres puedes ponértelo en el izquierdo)

Pasamos la hebra que va al ovillo por encima del pulgar y del dedo índice tal y como se puede ver en la fotografía, de manera que caiga por encima de nuestro dedo pulgar.

Con la otra mano pasamos la hebra con la que hemos tomado las medidas por delante de nuestra mano derecha, y la enganchamos con el pulgar e indice de manera que al pasarla por el centro de la lazada nos hace nuestro segundo punto (el primero es el nudo deslizado)

Haremos esta misma operación hasta tener 8 puntos montados en nuestro brazo.

 

Sacamos el primer punto de nuestra mano derecha, colocándolo de frente a nosotros de manera que podamos ver que no está retorcido.

Cogemos la hebra que va al ovillo meriendo la mano por la parte de delante del punto y nos colocamos esta nueva lazada en el brazo izquierdo.

 

Con el siguiente punto hacemos lo mismo, y así toda la vuelta hasta a ver hecho los 8 puntos que teníamos montados.

 

Y repetimos de nuevo lo mismo para pasar los puntos al otro brazo. Tenemos que hacer un total de 19 vueltas.

Una vez tenemos las 19 vueltas nos toca cerrar los puntos, si sabes tejer, verás que es exactamente igual que con las agujas. SI no sabes no pasa nada porque te lo explico ahora mismito.

Tejemos 2 puntos, tal y como hemos hecho hasta ahora, cogemos el primero y lo pasamos por encima del segundo.

Y de nuevo tejemos otro punto, y volvemos a tener dos en el brazo derecho por lo que volvemos a pasar el primero por encima del segundo. Repetimos hasta que solo nos quede uno, cortamos la hebra y la pasamos por el centro de ese último punto, cerrando así nuestra primera parte del chaleco.

Repetimos de nuevo todo para así tener las dos partes delanteras.

Parte trasera:

Para la parte de la espalda, en vez de hacer 5 medidas en el brazo al principio haremos 11 y montaremos 18 puntos. Haremos también 19 vueltas y en la vuelta número 20 cerraremos y ¡listo!

Ya solo nos queda unir las partes. Para ello no hace falta aguja y auqe los puntos son muy abiertos. Lo primero será unir los hombros pasando la hebra de un lado a otro  en zig-zag, y una vez cosidos los hombros coseremos los laterales de la misma forma, empezando por la parte de abajo hasta llegar a la fila 14 para poder pasar los  brazos por el huequito que nos queda.

Y ya tenemos nuestro chaleco! Es una labor que no nos llevará más de una hora hacerlo y además muy entretenida con un resultado muy vistoso.

 

@knittingtheskyline

Knitting the Skyline