¡Feliz Día de la Madre!

Un año más ha llegado el Día de la Madre, un día muy especial para todas esas superheroínas que nos lo han dado todo y a las que adoramos con todo nuestro corazón.

Cada año nos estrujamos el cerebro pensando cuál es el regalo perfecto para nuestra persona favorita del mundo mundial, pero es muy difícil ser original año tras año. Lo del collar de macarrones estaba muy bien de peques pero ya no cuela amigos míos, creédme…

Repasemos posibles regalos: ¿una taza crees que es buena idea? seguro que apenas tiene tazas, ¿verdad?… ¿Una colonia? El colmo de la originalidad no es, seamos sinceros…

¿Y un centrifugador de lechuga? Es demasiado arriesgado, igual acaba en nuestra contra…

Pero ¡que no cunda el pánico! Ya sabes que en #WeAreKnitters nos encanta hacer brainstorming para descubrir las opciones más originales que dejarán a tu madre patidifusa de la emoción.

 

Esta vez pensamos que una felicitación a forma de crochet sería la mejor manera de demostrarle nuestro amor incondicional a todas las mamás. Por ello hemos creado un patrón con el que podrás realizar una sencilla pancarta, corta, concisa y con el mensaje claro, no hace falta que nos des las gracias, vuestros deseos son órdenes.

 

Elige la combinación de colores que más le gusten a tu madre y sitúala el domingo en un lugar muy visible ¡verás qué ilusión le hace a tu madre ver que además sabes tejer!

Tomaremos como punto de partida el post tutorial donde os enseñábamos a hacer estos divertidos banderines de crochet.

Paso 1: tejeremos 4 banderines triangulares, con ovillos de lana fina de color blanco en los cuales añadiremos las letras que forman la palabra “MOM” de la manera que os vamos a enseñar en los siguientes pasos.

Paso 2: con lana fina color rojo, montaremos tantas cadenetas al aire como creamos convenientes para dar formar a las letras que decoraran los banderines.

Paso 3: con la ayuda de unos alfileres (de corazón, por supuesto) y algo de paciencia, iremos dando forma de letra a las cadenetas en su banderín correspondiente, en este caso la letra “M”.

Paso 4: una vez que tengamos todas las letras colocadas en los banderines, esconderemos los hilos de lana que nos sobran y coseremos con hilo rojo y aguja las cadenetas a su banderín.

Paso 5: ya solo nos quedaría unir los banderines con un hilo de lana roja.

Lo último que nos queda es colgarlo en vuestro lugar favorito de casa y dejar que el romanticismo se apodere de vosotros.

Podéis ser todo lo creativos que queráis tejer el borde de los banderines en color rojo, o hacer algún banderín más e intercalar colores.

Muy sencillo y rápido de hacer ¿verdad?

Comparte tus diseños con nosotros y con toda la comunidad WAK, sube tus fotos a Instagram o Twitter.

¡Feliz Día de la Madre a tod@s!