Cómo hacer ojales en crochet

 

La flexibilidad que nos ofrece la técnica del ganchillo comparado con otras es inigualable. Podemos tejer toda clase de prendas y accesorios de manera rápida y fácil,  añadiendo o quitando según necesitemos.  Hoy vamos a enseñarte a hacer ojales en tu labor para que puedas colocar botones sin problema. ¡Transforma tus chaquetas de crochet!

Para este ejemplo hemos utilizado lana fina color vino y aguja de crochet de madera de 5 mm. Esta técnica te servirá con cualquier tipo de punto, aunque aquí hemos usado punto bajo, se realiza igual con punto alto, punto medio, etc.

Lo primero que haremos será tejer nuestra pieza de la manera habitual hasta donde el patrón indique que hagamos el ojal o donde nosotros queramos ponerlo.  En este caso, hemos tejido en punto bajo hasta llegar al punto donde queremos hacer el ojal y ahí nos hemos detenido.

Antes de empezar a trabajar el ojal, debemos tener en cuenta el tamaño del botón que vamos a utilizar después. El ojal que hagamos siempre deberá ser algo más pequeño que el botón, para evitar que se salga.

Una vez que estemos en el lugar donde queremos hacer el ojal, haremos tantas cadenetas al aire como necesitemos para el botón que queremos usar. En el ejemplo hemos hecho 3 cadenetas.

Nos saltaremos el mismo número de puntos que cadenetas al aire hayamos hecho, y seguiremos tejiendo la vuelta hasta el final de la manera normal. Como hicimos 3 cadenetas al aire, nos hemos saltado 3 puntos.

Al llegar al final de la vuelta, deberías tener algo así:

Giraremos la labor y haremos las cadenetas que correspondan según el punto que estemos empleando, en el caso del punto bajo, haremos 1 cadeneta al aire antes de tejer la siguiente vuelta.

En la siguiente vuelta tejemos de la forma habitual como nos indique el patrón o como estuviéramos haciendo y al llegar a las cadenetas que hicimos en la vuelta anterior para formar el ojal, tejeremos sobre ellas como si fueran puntos normales.

Y en las vueltas siguientes continuaremos también de forma normal. Con esto verás que se ha formado el ojal en la prenda, puede ser del tamaño que tú quieras, desde 1 punto hasta 3 o más, dependiendo del tamaño del botón que quieras coser después. ¡No tiene dificultad!

Puedes inspirarte con nuestros kits de ganchillo para escoger tu próximo proyecto, ¡y también para personalizar cualquiera de nuestros patrones!